Locales

Agredieron a policías de guardia en una comisaría capitalina

Viernes 10/02/2017 | 15:28 hs. | Familiares de dos jóvenes detenidos acusados de romper un patrullero fueron a “pedir explicaciones”. En la seccional había tres efectivos. Hubo insultos e intento de que dejaran libres a los presuntos maleantes. Dantesco despliegue para diluir los desmanes.
Tres efectivos policiales que estaban de guardia en una comisaría de la capital correntina fueron agredidos por parte de familiares y allegados a dos jóvenes detenidos bajo sospechas de ser autores del ataque callejero a un patrullero, el cual finalizó con una ventanilla rota.

Los incidentes, generados en el interior de la seccional Decimonovena situada en el barrio Colombia Granaderos, dieron pie a un dantesco despliegue de una treintena de efectivos que llegaron a brindar apoyo en una decena de móviles e inclusive en una autobomba.

Poco después de las 14, parientes (entre ellos algunas mujeres) de uno de los jóvenes al que habían demorado rato antes (al otro lo habían apresado con anterioridad) llegaron a la dependencia de calle Chile para “pedir explicaciones”. Sin embargo, muy nerviosas tales personas habrían insultado a gritos y hasta se produjeron algunos forcejeos.

“Querían que dejaran libre a sus familiares. Vimos algunas corridas y en la parte de atrás tiraron algunas piedras”, indicó a época un vecino.

La tensión y los desmanes (minimizados más tarde de parte de voceros oficiales) movilizaron a dos de los grupos especiales. La División Infantería y el Grupo Táctico Operacional (GTO), junto a patrulleros de algunas comisarías cercanas e inclusive una dotación de Bomberos acudieron a prestar apoyo. Y a los pocos minutos llegó personal de la Dirección de Emergencias Sanitarias (DES) para asistir a un oficial subayudante lastimado en la cabeza y trasladarlo preventivamente hacia el Hospital Escuela. Más tarde fue expuesto a estudios de mayor complejidad para saber si sufrió o no daño neurológico.

“Está golpeado pero fue en un procedimiento en otro lugar y no como consecuencia del hecho en la comisaría. Intentaron identificar a un sospechoso y le arrojaron una piedra”, dijo una fuente policial consultada al respecto.

Una vez de regreso la calma poco a poco los móviles de las distintas reparticiones fueron alejándose para continuar en otros operativos.

Desde la institución de seguridad manifestaron que no se trató de un intento de fuga o problemas con algún interno, sino de un percance suscitado en el sector de la guardia. Tampoco hubo daños en el edificio.

Diario Època

Nombre:
E-mail:
Comentario:
Código de verificación:
Copie el Código:
IMPORTANTE:Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.